15 Abril 2019

Reclamos: OMIC reduce costos y acelera los tiempos administrativos

Reclamos: OMIC reduce costos y acelera los tiempos administrativos
El vecino que llega y denuncia queda notificado en el acto, al tiempo que a la empresa o compañía denunciada se le avisa por teléfono al unísono. Con este nuevo sistema no se constatan audiencias truncas. A fin de reducir gastos de notificaciones dirigidas a las firmas requeridas, la OMIC (Oficina Municipal de Información al Consumidor) estableció una nueva forma de trabajo más ágil, tanto para el denunciante como para el denunciado, que no sólo abarata costos sino también acelera los tiempos administrativos. En este contexto, desde el área que encabeza Pablo Giampaoli se brindaron más detalles al respecto, al afirmarse que en estos momentos se están plasmando dichas notificaciones de manera electrónica a través de la suscripción de los respectivos convenios con las diferentes empresas. Se constituye un domicilio digital dándole la mayor celeridad posible al trámite administrativo, redundando en un beneficio temporal significativo para los ciudadanos que deben concurrir a la oficina. Asimismo, se informó que la persona que llega y denuncia queda notificada en el mismo acto que presenta el reclamo, lo que se traduce en un ahorro significativo de gastos de notificaciones, ya que antes las mismas se realizaban mediante cédula. Hasta el momento, el método ha sido más que efectivo porque no ha habido suspensión de audiencias. Siempre con el objetivo de optimizar los recursos con los que se cuenta y reducir los gastos del erario municipal, las notificaciones a la parte requirente se realizan mediante comunicación telefónica, en la que se les avisa que pasen a retirarla por la oficina. Esto garantiza la efectividad de la notificación y evita gastos en notificaciones locales. Vale recordar que la Oficina Municipal de Información al Consumidor se encuentran en la edificación de Av. 59 Nº 2137.